Scientific Electronic Library Online

 
vol.9 no.1Factores asociados a mortalidad en la pandemia de influenza H1N1 2009 en Paraguay  índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Memorias del Instituto de Investigaciones en Ciencias de la Salud
ISSN 1812-9528 versão on-line

 


Mem. Inst. Investig. Cienc. Salud v.9 n.1 Asunción jun. 2011

®carregue o artigo em formato PDF

 
Como citar este artigo

EDITORIAL

 

La revolución del 14 y 15 de Mayo de 1811 fue el primer paso para la creación del Paraguay independiente. Aquella noche, un grupo de oficiales paraguayos jóvenes se apoderó de los principales cuarteles de Asunción. A partir de los acontecimientos de 1811, se inicia la empresa de construir una nación, el Paraguay. Dicho proceso, se irá consolidando en una nación de tipo liberal que fue el resultado de la decisión de miles de personas que expresaron su voluntad a través de las Asambleas que se organizaron a lo largo de todo el territorio y que finalmente expresaron su voluntad en el Congreso reunido en Asunción desde el 30 de Setiembre hasta el 12 de Octubre de 1813 (1).

La dirección política del suceso le cupo al doctor José Gaspar Rodríguez de Francia. Partidario de la «Independencia Absoluta», Francia percibió la fuerte identidad nacional que ya existía en ese entonces y actuó en consecuencia. Apoyado en las mayorías campesinas y en la capa social media asuncena, fue dejando por el camino a sus adversarios políticos, algunos partidarios de la sujeción a Buenos Aires, otros de volver al yugo español, cuyos intereses ganaderos y agro-exportadores les impedían ser partidarios de una independencia nacional. Finalmente, un Congreso de mil diputados lo declara «Dictador Supremo del Paraguay». A partir de este acontecimiento, Francia, lector voraz de la ideas de la revolución francesa, acelera la construcción de un Estado popular y políticamente liberal. A su muerte, ocurrida en 1840, deja en el Paraguay un Estado regido por ideas nacionales y no coloniales: sin intervención alguna de los estados centrales europeos, y con una economía con bases fuertes. El periodo de 1811 al 1870, representó la consolidación de la independencia, siendo Carlos Antonio López el protagonista de la continuidad de los ideales de la Revolución de 1811 (2).

En relación a otros aspectos que contribuyeron a escribir la historia de nuestro país en estos 200 años de vida independiente, pocos imaginan que la historia científica del Paraguay está tan ligada a los pioneros suizos que llegaron hace más de cien años al Paraguay en busca de nuevos horizontes y con el claro y contundente deseo de aportar sus ideas, su trabajo y sus conocimientos. La figura del suizo Moisés Bertoni en Paraguay es probablemente una de las más reconocidas y respetadas, investigó exhaustivamente, pasando por las ciencias físico-naturales, la antropología, el ensayo lingüístico e ideológico, las observaciones filosóficas y el comentario histórico. Dedicó los 45 años de su permanencia en Paraguay, a la investigación del clima, suelo, valores étnicos, conocimientos medicinales, extensión y cultura de la raza guaraní; así como de la flora y fauna. Publicó un total de 542 trabajos, de los cuales 107 salieron a la luz en Suiza, 28 en la Argentina y 389 en el Paraguay. A los distintos escritos, se suman numerosas colecciones de la flora, la fauna, la etimología y arqueología paraguaya con 40.000 ejemplares. Las colecciones botánicas comprendían un herbario de 6.000 números con el material descriptivo correspondiente, una completa colección de maderas y productos forestales industrializables con los estudios correspondientes que sirvieron de base al estudio de la flora medicinal paraguaya y americana. La mineralogía era representada por una colección metódica y estudiada de las rocas y minerales del Paraguay, y contaba con 200 especies y 1.000 ejemplares en el año 1910 (3).

En este número se destaca información del legado que nos dejó el científico Moisés Bertoni, la Stevia rebaudiana Bertoni, (Ka’a He’ê), una planta que hace parte de la identidad como nación, pero que al mismo tiempo, luego de un siglo, sigue siendo promisoria como elemento fundamental para la implementación de un modelo de desarrollo sostenible en áreas rurales.

 

Dra. Graciela Velázquez
Directora General del IICS-UNA

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS
1. Caballero H. Proceso de la Independencia del Paraguay (1780 – 1813). Editorial El Lector/ABC Color 2010.
2. La Revolución de mayo de Justo Pastor Benítez (fecha de acceso 28 de agosto de 2011). Disponible en: www.Independenciaparaguaya.com.
3. Fundación Moisés Bertoni. Vida y obra del sabio Moisés Bertoni (fecha de acceso 28 de agosto de 2011). Disponible en: www.mbertoni.org.py

 

© 2014  IICS

Río de la Plata y Lagerenza
Código Postal 2511 Asunción, Paraguay
Tel.: 595-21-421312 / 422069



editorial@iics.una.py